Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

appleii-games01
La Apple II fue una máquina que terminó convirtiéndose en un clásico. Yo tengo una -guardada pero aún funcional- y fue donde aprendí muchas cosas. En su mejor momento se generaron miles de juegos y programas para esta máquina que eventualmente tuvo que ceder la estafeta a tecnologías más poderosas, la Apple IIgs, la Apple III y finalmente la primera Macintosh. Sin embargo, si consideramos que la Apple II tenía un procesador 6502 de 8 bits, que corría a 1 MHz (y cambiándolo podía uno tener una Apple corriendo a la extraordinaria velocidad de 2 MHz), los programas que se hicieron en esa época (1980-1990 aproximadamente), fueron notables en muchos sentidos.

Era tan buen negocio escribir software para la Apple II, que muchos de los programas venían protegidos contra copia. Así nacieron los programas que “copiaban lo incopiable” e incluso un sistema llamado “Locksmith” (cerrajero), tenía incluso un lenguaje de programación para poder copiar los tracks de un disco original que habían sido alterados para solamente poderse leer por el software del programa. Si esos tracks eran normales, el sistema asumía que el programa era una copia pirata y dejaba de funcionar.

Por ello, el saber ahora que hay un archivo de miles de juegos clásicos de Apple II, es una buena noticia, porque por una parte, hay mucho software que valía la pena usar en una de esas maquinitas, y por otro lado, emuladores que corren a través de una página web, permiten tener una Apple II virtual y recrear ese pasado en el cómputo sin gastar un solo peso.

appleii-games00

Una buena parte de este esfuerzo se debe a “4am”, un programador, amante de las Apple II, que ha decodificado y crackeado algunos esquemas antipiratería para que estos juegos puedan jugarse en el navegador. Hay muchos juegos para aprender habilidades como aritmética, electricidad básica, mecanografía, etcétera. Me parece que es una colección muy interesante cuya virtud es que es gratuita y que además, permite usar software que de otra manera ya se habría olvidado y que tiene aún su valor, no me cabe duda.

El archivo de juegos puede hallarse en este enlace. Los emuladores de la Apple II (que hay varios), pueden por ejemplo, usarse a partir del siguiente enlace.

Referencias:

Digital Trends

Desde la Red…
Comentarios