Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Las herramientas para el usuario de los sistemas operativos caen en muchas categorías: programas para manipulación de gráficas, editores de archivos hexadecimales, compiladores, bases de datos, procesadores de palabras, editores de textos, entre otros. Y esto hace que muchas empresas de software y programadores continuamente muestren sus creaciones en cualquiera de los rubros mencionados.

Y entonces empezamos a notar favoritismos de los usuarios. Algunos programas dan más prestaciones que otros. Algunas herramientas usan poca memoria pero están limitados, o bien, usan cantidades gigantescas de bytes pero tienen un sinfín de comandos. Hay programas que buscan un balance entre posibilidades de uso y cantidad de memoria requerida. En fin, hay para todos los gusto.

En el Linux Journal se ha hecho una encuesta sobre cuáles son los mejores editores de texto y cabe añadir que estas herramientas no se refiere a procesadores de palabras, que son otra cosa. Aquí los editores de texto trabajan con símbolos ASCII y no usan comandos para poner negritas, cursivas, cambiar tipos de letra, etcétera. De hecho, son programas usados en general para escribir notas pequeñas o bien documentos en sistemas como TeX, entre otros.

Linux Mint 19 se llamará “Tara”

Los editores nominados por los lectores de esta revista fueron (se pone el porcentaje de quienes lo usan sobre otros):

  • Vim: 35%
  • GNU Emacs: 19%
  • Sublime Text: 10%
  • Atom: 8%
  • nano: 6%
  • Geany: 5%
  • Gedit: 4%
  • Kate: 4%
  • KWrite: 1%
  • Otro: 7%

Vim fue el editor más usado, que se basa en la interfaz de Bill Joy, que tiene 40 años y que viene del editor original vi. Sin embargo esta versión (vim) es mucho mejor, en donde se puede definir de acuerdo a los intereses de los usuarios y además, se pueden crear y usar plug-ins. David Harrison, un lector, dice que una cosa que además es genial de Vim, es que se puede encontrar básicamente en cualquier plataforma y distribución.

Podemos decir que Vim es muy versátil y que eso intimida muchas veces a los principiantes, pero los encuestados indican que el esfuerzo de aprender Vim vale la pena y que la curva del aprendizaje puede costar al principio trabajo, pero los resultados valen el trabajo para entender este editor.

Emacs, de Richard Stallman, que si no mal recuerdo está escrito en Lisp, aparece en segundo lugar en los más favoritos de los usuarios de Linux. Para muchos Emacs es el editor más poderoso nunca antes escrito y tiene tantas cosas que dominarlo puede llevar mucho tiempo.

Es interesante ver que hay otros editores que no son tan populares pero que hacen el trabajo adecuadamente. Al final del día cuenta lo que lo que uno aprende a usar y con lo que se siente cómodo.

¿Tú, usuario de sistemas Unix/Linux, cuál es tu editor favorito?

Participa en nuestra encuesta:
Comentarios