Quizás el dispositivo más innovador para jugar es el Kinect de Microsoft. Este sensor de movimiento cumple el 4 de noviembre un año y de hecho cuando salió al mercado, no pasaron muchos días antes de que alguien hallara la manera de hackearlo. Ante esto, la empresa de las ventanas decidió sacar un conjunto de bibliotecas de desarrollo, llamadas genéricamente SDK para que los programadores pudiesen utilizar Kinect como se les pudiese ocurrir. Sin embargo, hoy Microsoft ya planea comercializar estas bibliotecas de desarrollo, cuando originalmente se habían entregado, al menos parcialmente, de forma gratuita.

Para ello, en el blog de Microsoft ha salido un artículo titulado “El efecto Kinect“, en el cual se dan datos interesantes al respecto. Por ejemplo, en los primeros 60 días desde su salida al mercado, se vendieron más de 8 millones de sensores, logrando incluso entrar en el libro de récord Guinness como el dispositivo electrónico para el consumidor que vendió más unidades en el menor tiempo.

Con el lanzamiento del kit de desarrollo no comercial, Microsoft se dio cuenta de la cantidad de aplicaciones creativas en áreas como salud, rehabilitación, educación, entre muchas otras. En la medida que se iban mostrando más y más desarrollo, el “efecto Kinect” emergió en los pasillos de la empresa, en las conversaciones cotidianas, describiendo los avances que terceros estaban haciendo usando esta tecnología. Cabe recordar que Kinect se lanzó sin manejadores disponibles para computadoras, asunto que resolvieron los hackers y que en un principio molestó a Microsoft, para después cambiar su postura inicial.

Un SDK no comercial se lanzó por parte de Microsoft, el cual aún está en versión beta. El problema es que la licencia de uso impide que la gente desarrollo nada comercial. Incluso, no se puede desarrollar una aplicación con Kinect y mostrarla en una tienda para que el mundo la vea, porque esto -según Microsoft- sería comercial.

Así entonces, Microsoft está pensando en poner a disposición pública un SDK comercial, para permitir que las aplicaciones que usen Kinect puedan entrar al mercado y venderse. Así pues, ofrecerán SDK de Kinect para Windows comercial a principios del año que viene. Esta decisión se toma después de reconocer el intenso interés comercial que ofrece Kinect, y ya se está trabajando con un amplio rango de compañías y desarrolladores para crear el primer conjunto de herramientas y APIs. De hecho, el programa comercial piloto de Microsoft en este rubro recibió más de 200 aplicaciones de las empresas más importantes, en más de 20 países y en 25 industrias únicas, buscando explorar las posibilidades de Kinect más allá del XBox.

Lo que Microsoft no ha dicho es en qué términos la licencia comercial será lanzada. Presumiblemente Microsoft buscará una tajada de las ganancias que el desarrollador podría hacer. Igualmente, hay que preguntarse por qué el SDK no comercial sigue en versión beta. Después de todo, con esta turbulencia de cambios, ¿no sería fantástica alguna actualización? ¿Y por qué el SDK comercial saldrá hasta principios del año que viene? ¿Pues qué es lo que piensan incluir?

Pero independientemente de todo lo que quiera hacer Microsoft con Kinect. Queda claro que este dispositivo ha cambiado la manera en como vemos los juegos y otras aplicaciones potenciales, en apenas un año.

 

 

Fuente: i-programmer

Enlaces Patrocinados
Comentarios