Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

maxresdefault

Anteriormente les habíamos informado sobre un dispositivo wearable en forma de anillo que ayudado con una cámara puede leer textos impresos. Ahora bajo el mismo propósito surge una aplicación llamada KNFB Reader que utiliza la cámara del smartphone para reconocer los textos impresos de folletos, menús o carteles, para posteriormente mediante una voz sintetizada comunicarle al usuario de que se trata.

Para funcionar la aplicación se vale de la cámara del teléfono para realizar una foto de un texto escrito (ya sea un cartel, un folleto o un menú de un restaurante) y analizarlo de manera casi instantánea. Después, la app comienza a leer el contenido escrito para que la persona discapacitada visualmente pueda interactuar con los objetos cotidianos que le rodean.

Según las pruebas realizadas por los propios usuarios, el nivel de precisión de esta app es muy grande, lo que supone un gran paso en su independencia y en la comodidad a la hora de utilizar objetos cotidianos. Pues refieren sus desarrolladores que esta tecnología puede ahorrar muchos quebraderos de cabeza cuando se come en un restaurante, al hacer la compra o al leer todo tipo de textos impresos.

dgfd

Otra de las características clave de esta app es que tiene un visor de ayuda para centrar la imagen en el texto que se está queriendo fotografiar y un estabilizador para no tener que repetir más veces la foto. Además, está preparado tanto para leer texto en una sola columna como para leer textos que se distribuyan a lo largo de varias columnas. Lo destacado es que la aplicación es capaz de reconocer varios idiomas además del inglés como el español, el francés o el alemán.

“Esta aplicación móvil es el resultado de cuatro décadas de investigación. Para dar una idea del avance que ha experimentado desde entonces esta tecnología, el primer prototipo presentado por tenía el tamaño de una lavadora y costaba 50 000 dólares. En los últimos años se consiguió mejorar esta tecnología de forma que se pudiera usar con una cámara y un móvil Nokia con un precio de 1000 dólares. Sin duda, conseguir que esta tecnología este disponible en forma de app es un paso muy grande que facilitará mucho su uso a nivel masivo”, dijo Ray Kurzweil, un veterano empleado de Google y científico experto en inteligencia artificial, en colaboración con la Federación Nacional de Ciegos.

De momento, esta app está disponible sólo para iOS por 100 dólares. No obstante, se tiene previsto extender esta app a la plataforma Android en los próximos meses e incluso llevarla a las Google Glass. Este paso tiene sentido porque las gafas se manejan con la cabeza y podrían ser una forma todavía más natural de interactuar con los objetos.

Referencia: iTunes, KNFB

Desde la Red…
Comentarios