intelcorei7Hace ya casi cinco años, Intel decidió enfocarse a posicionar su marca en lugar de hacer procesadores que fuesen etiquetados por la velocidad del reloj. Así, los procesadores recibieron secuencias de números que fueron diseñados como indicadores para saber qué tan rápido corría el CPU, qué características entregaba y cuánta potencia consumía. Con el tiempo, estos números han pasado a ser irrelevantes y es casi imposible, para el consumidor final, decodificar esas secuencias de números. La cereza en la punta del pastel es el nuevo procesador de 6 núcleos, que solamente puede identificarse estudiando las especificaciones técnicas.

Por ejemplo, ¿nos importa realmente qué procesador está dentro de nuestra PC? ¿o solamente esperamos que sea lo suficientemente bueno para lo que necesitamos hacer? Esto último puede ser el caso más común y probablemente los nerds y entusiastas de la electrónica les interesen los detalles técnicos.

Así, si alguna vez se interesa en las secuencias de números de Intel, podría quizás saber la verdadera diferencia entre i3, i5 e i7, si es que tuviera alguna pista de por qué los procesadores i7 son parte de la serie 900 y otra de la serie 800, o por qué algunos chips i5 son de la serie 700 y otros de la 600. La verdad es que la cosa parece ser muy complicada.

Hay sin embargo, un nuevo procesador, el i7-970, que tiene 6 núcleos, como el i7-980X, pero diferente al i7-975 o al i7-960, los cuales solamente contienen cuatro núcleos. El nuevo procesador de 3.2 GHz cuesta 885 dólares, lo cual es apenas más bajo que el i7-980X (de 3.33 GHz) y el i7-975 (3.33 GHz), el cual se ofrece, este último, en 999 dólares, pero significativamente arriba del i7-960, de 3.2 GHz, que se vende a 562 dólares. ¿Le parece todo esto confuso? ¿Le parece que tiene esto sentido?

Si Intel se hubiera propuesto esconder lo que un procesador específico puede hacer, lo haría. Lo que hoy vemos es que lo ha logrado quizás sin querer: procesadores de 45 nm y 32 nm están mezclados en secuencias de números pares e impares y no parece haber una regla para esta serie de números. La cantidad de núcleos se mezcla además de una familia a otra de procesadores. En estos días, parece ser que Intel utiliza más una secuencia de números al azar para etiquetar a sus procesadores que hacer un esfuerzo razonable por permitir a sus clientes saber qué están comprando.

Debe admitirse que no se entiende el razonamiento de Intel para esta estrategia, especialmente con la notación i3, i5, i7. De alguna manera parece que la gigantesca compañía de microprocesadores ha perdido el control de su numeración.

Por ejemplo, detrás del nuevo CPU de seis núcleos, Intel introdujo un nuevo CPU de cuatro núcleos de baja potencia, el i7-870S, el cual corre a 2.66 GHz y requiere de 82 Watts. El 870 normal corre a 2.93 GHz pero consume 95 Watts. Hay reducción de precios en algunos procesadores: el i7-870 bajó 48% y se vende a 294 dólares (costo inicial, 351 dólares). el i3-540 cayó 12% para ubicarse en 117 dólares. El Pentium E6600 cayó un 11% y se ubica en 75 dólares y el E5500 bajó en 15%, para colocarse en 64 dólares. En el espacio móvil, Intel bajó 5% el precio del i7-640OUM un 5% y cuesta ahora 289 dólares. Hay también un anuncio con dos procesadores Atom nuevos, el D525 (63 dólares) y el D425, que cuesta 42 dólares.

Como puede verse, decidirse por un procesador Intel nunca fue tan fácil, ¿verdad?

Fuente: conceivablytech

Enlaces Patrocinados
Comentarios