Prueba

A todos les agrada poder probar algo antes de invertir dinero en ello, más si aquello en lo que depositarás tus ahorros es un dispositivo que será tu compañero día a día para algún tipo de labor. Uno puede pedir la demostración de un auto o de algún servicio, ¿pero qué hay de los gadgets? Aquí podrás encontrar algunas ideas para solucionar este dilema.

La telefonía celular lleva varios años siendo uno de los mercados con más personas uniéndose a él como usuarios. Desde que eso comenzó a suceder, se han creado dispositivos para distintos tipos de consumidores, que necesitan cubrir diversas necesidades.

En ese caso particular, uno puede optar por acercarse a estos aparatos para ver cuál es el que mejor podría funcionar para sí mismo por medio del que algún amigo compró, viéndolos en evaluaciones hechas en sitios de internet o quizá tomando el riesgo de comprarlo, pero existen otros caminos.

Celulares

Si no te agrada la idea de acercarte al aparador de una tienda y que un vendedor te muestre el teléfono que quieres limitándose al conocimiento que él pueda tener (tan limitado o amplio como uno pueda imaginar), la opción es acudir a los locales donde los dispositivos sean exhibidos de manera libre para que uno lo pueda manipular como quiera.

Ese es el caso de la franquicia Best Buy que lleva algunos años en México. En las tiendas de esa empresa uno puede encontrar la mayoría de los móviles más recientes clasificados por operadoras telefónicas y listos para que el comprador pase el tiempo que desee tratando de convencerse sobre su conveniencia, todo eso sin tener en frente algún dependiente presionándote para que lo compres.

Otro lugar para hacer esto es en algunas de las tiendas Liverpool, en las que a pesar de que se tiene una cantidad menor de celulares en exhibición, también se pueden manipular libremente.

Tabletas

Como se trata de dispositivos en realidad nuevos para la percepción de muchos compradores, es algo que necesita una evaluación más meticulosa por parte de quien esté pensando en adquirir uno.

En este caso, Best Buy es también de las mejores opciones que tendrás para hacerlo debido a la variedad de marcas y modelos, pero también puedes acudir a los clubes de descuento como Sam’s Club, de los que hay más sucursales en diferentes lugares.

De igual forma puede funcionar para ti acudir a alguna sucursal de Office Depot u Office Max, donde también hay una variedad aceptable de tabletas y el personal puede orientarte satisfactoriamente.

Computadoras

En general uno conoce aquello que requiere cuando va a comprar una computadora personal, pero siempre es mejor averiguar cuáles son las opciones que podrán tener la mejor relación costo–beneficio.

En cuanto a las laptops, algo que es importante en términos de portabilidad es el peso que tiene el dispositivo. Aunque las máquinas que son demostradas en las tiendas no tienen la batería insertada, uno se puede dar una idea general del peso de la máquina al levantarla de la base en la que se encuentra.

No temas hacer esto en una tienda, ya que es un factor importante para tomar una buena decisión. Si por casualidad comenzara a sonar una alarma cuando lo hagas, no te espantes, nadie en la tienda debe reprimir al cliente por ello puesto que sólo está conociendo mejor el modelo de demostración.

En este aspecto no es aconsejable acudir a Sam’s Club porque en esa tienda las laptops están adheridas a la mesa; lo mismo pasa en las tiendas Sears, donde los equipos están apretados unos con otros y sujetos a la base donde se exhiben.

Otros dispositivos

Los demás dispositivos que uno suele comprar como cámaras de video o fotos, televisiones, estéreos, etcétera, también se pueden encontrar en los almacenes previamente mencionados, pero en estos casos es aconsejable acudir a las tiendas cuyo personal realmente esté especializado en esos aparatos, o donde uno pueda ver que ciertas marcas han enviado representantes a demostrar sus productos, ya que ellos llegan a tener más conocimientos que los trabajadores del lugar al que acudas.

Si lo que a ti te interesa es tener la oportunidad de probar con más detalle algún tipo de dispositivo, la mejor forma de hacerlo sería estableciendo una especia de arrendamiento propio. Con esto me refiero a adquirir un gadget cualquiera que pueda ser de tu interés, usarlo por un tiempo razonable (no más de un año) y venderlo por una parte de lo que costó (tratando de que no sea menos de la mitad), para después usar una cantidad menor de dinero a la que se uso en primer lugar y poder comprar nuevamente otro producto de nueva generación que podrás probar y sacar todo el provecho de él.

De esa manera uno puede ir conociendo la tecnología conforme se desarrolla en los dispositivos de consumo más recientes y emplear a fondo las principales soluciones que se ponen a disposición del usuario.

Si esta idea es de tu agrado, sólo debes tener en cuenta que necesitarás tener un respaldo de tu información para que sea más fácil migrarla entre aparatos cada vez que los cambies.

¿Cuál es la manera como tú pruebas los gadgets que quieres comprar? ¿Sueles hacerlo o prefieres adquirirlo sin mayor conocimiento sobre su funcionamiento?

Enlaces Patrocinados
Comentarios