Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Hong Kong.- (Enviado). ¿Qué es lo que todos los usuarios quieren? Más velocidad, mejor desempeño en general y, por supuesto, algunas de las funciones de los teléfonos de gama alta, pero con precios competitivos. Suena simple, pero hacerlo realidad es todo un reto y precisamente comienza con la elección del microprocesador (al que a veces le decimos genéricamente “chip”) por parte del fabricante. Esto es precisamente lo que ha venido desarrollando Qualcomm con mucho éxito desde hace varios años.

La doble cámara seguramente llegó para quedarse, experiencias con realidad virtual que funcionen de forma continua y sin trabarse, audio de alta fidelidad que reproduzca lo mejor posible música y también videos, capacidad de hacer una “carga rápida” de la batería para tener cerca del 80% de la misma en unos cuantos minutos, en fin, las características que hoy encontramos en los teléfonos de gama alta, están un paso más cerca de los que siguen en la cadena de precios, es decir, gama media y baja. ¿Por qué?

Parte tiene que ver con los anuncios hechos hoy aquí en Hong Kong, donde se lleva a cabo el evento anual 4G/5G Summit por parte de la firma, y se refieren específicamente a nuevas versiones de un par de productos.

De forma general, en la división de microprocesadores, Qualcomm ofrece al mercado de fabricantes cuatro líneas de productos, como se puede ver en la ilustración. Los de alto desempeño, los de mediano y al final los muy básicos para teléfonos y tabletas más sencillas.

Dentro de las familias 600 y 400, que seguramente son las que mayor volumen de ventas tienen (Qualcomm no ofrece la información de forma oficial) ahora se encuentran disponibles nuevas versiones con capacidades que aumentan las funciones de sus antecesores. Los detalles (para los que les gusta más el hardware) se encuentran en los gráficos, pero, ¿qué gano como usuario con todos estos nuevos modelos?

En resumen y para que se entienda bien: a partir de que los fabricantes incorporen estos nuevos procesadores, asunto como la doble cámara será más fácil de encontrar en modelos de nivel medio y tal vez de entrada. Todos queremos tomar mejores fotos, pero para que el teléfono pueda procesar la información, es necesario que el procesador ofrezca el poder suficiente. Lo mismo sucede, como mencioné, con el audio de alta fidelidad, carga rápida, etc.

Snapdragon 653

Snapdragon 626

Snapdragon 427

Los dos primeros modelos estarán disponibles ya en celulares antes de que termine este año y para inicios del siguiente se esperan los que incluyan el 427. Insisto, aunque la información puede parecer demasiado técnica, y lo es, lo interesante es que estas características que sólo se encontraban en los modelos de la serie 800, poco a poco van llegando a toda la familia para que, por menos dinero, podamos obtener un celular con todas las nuevas funciones.

¿Quién compite contra Qualcomm?

Por supuesto que la empresa no está sola y compite con rivales conocidos como MediaTek, NVDIA y la otrora reina del mercado, Intel (hay que recordar que esta firma entró tarde al segmento móvil y prácticamente brilla por su ausencia). Sin embargo, otras firmas como la misma Samsung y la china Huawei desarrollan sus propios microprocesadores y tienen ventas millonarias, por lo que el entorno se vuelve cada vez más reñido.

¿Quién usa sus productos?

Todo tipo de fabricantes de celulares y tabletas, entre los que destacan Samsung, LG, HP, LeEco, HTC, Xiaomi, Sony, Vivo, Asus y OnePlus son clientes de la norteamericana, quién, por cierto, emplea a más cerca de 30,000 personas en todo el mundo.

Habrá que esperar un poco para experimentar los nuevos modelos que ofrezcan esta línea mejorada del Snapdragon 600 este año y 400 a principios del próximo. Mientras tanto, ¿sabes qué procesador tiene tu celular?

Participa en nuestra encuesta:
Desde la Red…
Comentarios