Conforme se acerca el 2017, Volvo ultima los detalles para comenzar con su propia carrera tecnológica. Primero, con las pruebas de coches autónomos en Suecia y, más recientemente, con el anuncio de la creación de una nueva empresa.

A través de un comunicado de prensa, el gigante automotriz sueco anunció la fundación de una nueva compañía en conjunto con los proveedores de tecnología de seguridad para automóviles, Autoliv, a fin de vender soluciones de conducción autónoma a otros fabricantes de automóviles.

A diferencia de otras marcas que se han mantenido herméticas en cuanto al desarrollo de su tecnología de conducción autónoma, Volvo y Autoliv han considerado que la mejor opción es poner a disposición de cualquier comprador su innovación.

Para ello, ambas empresas transferirán su propiedad intelectual a la nueva empresa conjunta, en la que Autoliv fungirá como el proveedor exclusivo de cualquier tecnología para empresas externas a nivel mundial, mientas que Volvo se podría decir que se volverá un comprador directo de esta nueva empresa.

Como es de suponerse, esta nueva empresa tendrá su sede en Gotemburgo, Suecia, y estará integrada por una plantilla inicial de 200 empleados. Estos primeros son justamente de las divisiones que se han dedicado al desarrollo de esta tecnología dentro de Volvo y Autoliv, y la idea es que posteriormente crezcan a más de 600 empleados.

Sin duda, un movimiento interesante por parte de Volvo, si consideramos que 2017 fue el plazo pactado por la empresa sueca para probar en tráfico real su sistema autónomo en las calles de Gotemburgo, lo que servirá como escaparate de su tecnología que seguramente atraerá la atención a muchas empresas.

Fuente: Volvo

Enlaces Patrocinados
Comentarios