Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Por si no fueran suficientes todas las maravillas que logra hacer el fenomenal e inigualable Tesla Model S, resulta que un usuario en Almatý, Kazajistán publicó un video donde aseguraba que su coche eléctrico había nadado por un pequeño túnel inundado.

Ante el video, Elon Musk únicamente se limitó a confirmar la capacidad de flote del vehículo, la cual es suficiente para ese tipo de predicamentos pero que él no recomienda que se haga esto.

Esto es bastante compresible ya que aunque es lógico que tanto la batería como ciertos elementos de la circuitería y entradas de aire se encuentran bien selladas para aguantar lluvia, charcos, inundaciones moderadas y hasta un ataque biológico –es en serio esto último- la realidad es que no esta pensado para ser un vehículo anfibio.

Aunque la noticia se ha esparcido como lumbre, la realidad es que al analizar bien el video se pueden constatar dos cosas muy básicas, la primera es que a pesar de que el nivel de inundación si es considerable, donde en unos puntos el agua llega a cubrir el capo del coche, la profundidad no era constante, además de que el tiempo que se encontró sumergido a esta profundidad fue muy poco al ver que el tráfico no era demasiado y que logra salir de ahí en menos de un minuto, dos factores que son indispensables a tomar a consideración y develarnos que el coche cruzó sin problemas y que realmente nunca nado.

La realidad es que el coche eléctrico no esta pensado para surcar lagos o ríos y mucho menos mares, ya que es algo extremadamente peligroso, por lo que es imperativo no comenzar a realizar experimentos con este u otro vehículo eléctrico.

Por su parte Musk, no quiso desaprovechar este interés por el acontecimiento, por lo que decidió alentar más las llamas de los rumores y publicar el siguiente tweet donde mencionaba la posible creación de un vehículo todo terreno para complementar su gama de eléctricos.

Fuente: Arstechnica

Desde la Red…
Comentarios