Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

En el mundo de Internet hay muchos buscadores diferentes. Hubo un tiempo en el que estaba Altavista, uno de los buscadores más conocidos y usados pero que ahora -me parece- ya desapareció o bien, se integró al buscador de Yahoo!. Poco después llegaría Google y quizás por su interfaz minimalista, sin tantos iconos, sin dibujitos, solamente la caja de diálogo sobre lo que hay que buscar, empezó a imponerse.

Google ha hecho mucho dinero con su buscador gratuito. Y la razón es que hay enlaces patrocinados (o pagados), para que al hacer una búsqueda de un tema en particular, Google ponga en el lugar de los sitios patrocinados, estas páginas web antes que las de la competencia.

Y a cada rato salen buscadores. Microsoft tiene Bing, el cual es en muchos sentidos parecido a Google en sus algoritmos de búsqueda y ya, hoy por hoy, esto de usar el buscador A, B o C se convierte básicamente en una cuestión de gustos más que un análisis de cuál de ellos entrega los mejores resultados.

Un nuevo buscador sin embargo, sale a buscar a la gente y su enfoque es ayudar al entorno ecológico del planeta. Se llama Ecosia y es un buscador basado en Bing. Dicho de otra manera, los resultados que ofrece a las búsquedas realizadas son los que da precisamente el sistema de Microsoft. Sin embargo, el enfoque es que si la gente e3ntra a buscar vía Ecosia, entonces podrá conseguir más publicidad y por ende, podrá donar hasta el 80% de sus ingresos de la publicidad a la plantación de árboles en África.

El beneficiario actual de Ecosia es The Nature Conservancy, que gestiona el programa www.plantabillion.org, en donde se busca reforestar el bosque atlántico brasileño plantando mil millones de árboles antes del 2025. Ecosia GmbH tiene como su sede Berlín, Alemania, y cuenta con un equipo que va de siete a trece miembros nada más.

Ecosia, vía Yahoo!, muestra anuncios publicitarios con los que obtiene ganancias cuando los usuarios dan click. Pero además de esto, Ecosia cuenta con enlaces que denomina “ecolinks”, que permiten a los usuarios donar cuando hacen una compra por Internet. Esto ya se hace desde hace tiempo, por ejemplo Amazon, entre muchas otras empresas. Cabe señalar que los ingresos de Ecosia pueden revisarse en línea para quien sospeche de este “sospechosismo” tan nuestro sobre el destino de los fondos recaudados.

Para el 2014, Ecosia contaba con unos 202,323 usuarios activos, que hacían unas 518,912 búsquedas por día. De acuerdo al propio buscador, se ganan unos 0.5 centavos de dólar por cada búsqueda a través de su publicidad. Cada árbol plantado en Brasil cuesta aproximadamente un dólar. El sitio afirma haber donado dinero suficiente para plantar 219,695 árboles.

Ecosia se lanzó el 7 de diciembre del 2009 pero para muchos de nosotros ni siquiera nos enterramos. Este buscador es sucesor de proyectos como Xabble, Forestle y Znout, todos ellos creación del fundador de Ecosia, Christian Kroll. Los anteriores buscadores (en sus URLs), ahora apuntan a Ecosia, a todo esto.

Es interesante saber que Kroll antes desarrolló Forestle, quien fue fundado con apoyo de Google. Pero pocos días después Google decidió renunciar a la iniciativa. De hecho, el gigante de las búsquedas, Google, acusó a Forestle de provocar clicks publicitarios falsos y ésa fue la razón de terminar con su apoyo.

Vamos a ver si Ecosia se vuelve más popular. En opinión de quien escribe, esta “moda” de ser “verde”, de ser “ecológico”, siempre gana adeptos, pero esto es en un principio. Eventualmente mucha gente no ve resultados palpables y deja de apoyar o en el caso de Ecosia, decide olvidarlo para regresar a Google, Bing u otro que le acomode más. Habrá que ver qué pasa en el futuro. Por lo pronto aquí está la iniciativa. Vamos a ver si prospera.

Referencias: Ecosia (Wikipedia) 

Desde la Red…
Comentarios