Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Toyota, una de las empresas automotrices que desde hace 60 años ha mantenido una poderosa presencia en Estados Unidos, también hizo acto de presencia en el CES 2017 para presentar un interesante concepto que representa su visión de cómo los seres humanos nos vincularemos con los automóviles en un futuro.

Con el nombre clave de Concept-i, Toyota llega a los escenarios del Consumer Electronic Expo 2017, con un interesante producto en donde la empresa nipona se enfoca en la unión entre el humano y la maquina, este sentimiento pasional que experimentamos cuando manejamos nuestro coche, el cual además de ser una herramienta de movilidad, se convierte en un entorno personal de nosotros, un compañero de nuestras actividades diarias.

Pero ¿cómo desarrollar este sentimiento si dejamos de manejarlo y se vuelve una cabina de transporte? Bueno pues para esto esta el asistente inteligente llamado YUI.

YUI es una inteligencia artificial basada a partir de su robot Kirobo, la cual esta enfocada a controlar el automóvil mientras interactúa de una manera amena con el usuario y con el entorno que lo rodea. Este sistema en el que se encuentra trabajando Toyota, realiza ciertas acciones y preguntas con el fin de conocer más y más al usuario y así poder adaptar el vehículo a sus necesidades, desde el perfil de manejo, hasta la ambientación dentro del habitáculo o bien hasta realizar algunas preguntas basándose en su agenda, preferencias en las redes sociales, etc.

Por otro lado, sus desarrolladores han puesto especial hincapié, las acciones que debes de realizar para convivir con YUI dentro del vehículo, por ejemplo al ingresar deberás de acercar tu mano a donde se encuentra la animación de YUI para que te guie al botón de encendido y así poder encender el automóvil. Según ellos, esta acción se puede entender como un saludo entre el usuario y el sistema.

Sobre el automóvil, como era de esperarse, este concepto presenta un diseño bastante peculiar, el cual fue concebido en el Centro de Investigación de Diseño de Toyota, en California, donde además de mostrar en todo su esplendor la nueva interfaz de YUI, el vehículo se encuentra lleno de paneles luminosos los cuales son capaces de proyectar mensajes en las puertas, en la parte frontal y trasera del coche, como señales de precaución, mensajes de bienvenida o hasta hacer que guiñen los ojos (faros) del vehículo.

En el interior, nos encontramos con un habitáculo sumamente futurista donde del el impera el minimalismo de los elementos, donde lo más destacable es el enorme HUD ubicado en el parabrisas el cual mostrará toda la información del automóvil y trayecto, con el fin de que el conductor mantenga los ojos en el camino, aunque claro, el modelo tiene la capacidad de manejarse de manera autónoma por si el conductor prefiere descansar.

Toyota no mencionó ni el tipo de motorización o autonomía de este concepto, donde las principales posibilidades es que sea un modelo eléctrico de pilas de litio o bien que le apueste por el uso de hidrógeno.

Desde la Red…
Comentarios