bunkr00Bunkr ha sido por mucho tiempo una idea interesante que prometía “matar” a Powerpoint, pero que en términos reales no había logrado que la gente le creyera. Ahora, han decidido reinventarse y han salido con un servicio para hacer presentaciones al mejor estilo Powerpoint, pero desde una aplicación web. “Desde que decidimos reiniciar operaciones, hemos gastado mucho tiempo para rehacernos como empresa, si es que queremos mantenernos con vida”, ha dicho el cofundador y CEO Alexis Jamet, y agrega: “Queremos hacer algo diferente, queremos dar posibilidades que no puedan encontrarse en ninguna otra herramienta para presentaciones en el mercado, incluso en Powerpoint”.

Para empezar esta reconstrucción, ahora Bunkr tiene un nuevo CTO, Thomas Meson, quien se encargará de la parte tecnológica de la empresa. Se busca ahora que el servicio que quieren dar sea escalable. Pero en lugar de arreglar lo que no sirve, lo que se ha decidido es mantener el nombre y cambiar todo lo demás. Desde luego que esto no es una opción sencilla. El crecimiento de usuarios iba bastante bien y la compañía pudo haber gastado tiempo en trabajar sobre las peticiones de nuevas características, pero en lugar de eso, Bunkr hizo una pausa en el desarrollo de la vieja plataforma y por ende, arriesgándose a perder a sus usuarios. El nuevo plan parece motivar a la “nueva” empresa y quizás ahora se conviertan en efectivamente lo que buscaban ser desde el principio.

“Rearrancar Bunkr nos permitió regresar a la hoja de papel para diseñar y construir un producto que fuese perfecto y en línea con nuestra visión”, dice Jamet. “Removimos las características inútiles. Queríamos hacer algo diferente. Queríamos dar características que ni siquiera estuviesen en Powerpoint”, insiste.

Bunkr es una de las maneras más rápidas y mejores de tomar datos y contenidos de las páginas web y ponerlas en una presentación. Cuando se crea la primera diapositiva, Bunkr siempre preguntará para añadir contenido. Al frente y al centro. Podrán verse botones que permiten elegir el contenido, el cual puede ser video, gráficas, imágenes, texto, etcétera. Pero el poder de Bunkr se encuentra detrás de estos botones. Por ejemplo, cuando se le da clic a un video, se puede navegar directamente en los videos de los servicios compatibles y pegar un enlance (URL) desde YouTube, Vimeo, Vine, entre otros muchos servicios. Funciona exactamente igual para las gráficas, infogram y chartblocks, tuits, textos de Facebook, canciones en SoundCloud, GitHub, modelos Sketchfab 3D y mucho más.

Y esto es quizás la clave para entender el nuevo enfoque de Bunkr. En lugar de reinventar la rueda, la compañía soportará tantos servicios como sea posible de integrar con el actual flujo de trabajo. Infogram, por ejemplo, conoce de gráficas mucho más que cualquier herramienta de presentación en la web. Y por ejemplo, si usted actualiza su gráfica en Infogram, automáticamente se actualizará en la presentación Bunkr. Esta sola posibilidad me parece que deja fuera de la pelea a Powerpoint.

Pronto -ha dicho la empresa- habrá un API público y más socios para sus productos. Edward Petit, cofundador de Bunkr dice: “Hemos deliberadamente quitado algunas opciones de formateo de manera que los usuarios se concentren en sus contenidos””, y agrega: “De esta manera usted podrá asegurarse que sus presentaciones serán ‘amigables’ y móviles.

Hacer una presentación en Bunkr puede ser mucho más poderoso, interactivo y rápido que hacerla en Powerpoint. La diferencia entre el programa de Microsoft y Bunkr ahora es clara. Si usted necesita crear 10 diapositivas con bullets y tablas, Powerpoint es aún la herramienta adecuada. Pero si se quiere hacer una presentación moderna con videos, artículos de la web y tuits embebidos, Bunkr es la opción, sin duda ninguna.

Referencias:

TechCrunch
Bunkr