1-newtechnique

Investigadores de la Universidad Carlos III de Madrid (UC3M) y de la Academia China de las Ciencias han desarrollado una técnica que permite obtener imágenes tridimensionales de diagnóstico en tiempo real. Esto permite descubrir al instante todo tipo de procesos, desde cómo se desarrolla la mosca de la fruta hasta si se ha realizado una biopsia de forma satisfactoria.

Esta técnica emplea la Tomografía de Proyección Óptica, que es como el análogo de los rayos X, pero utilizando luz. Con esta técnica resulta posible utilizar marcadores ópticos que se emplean mucho con animales transgénicos, como la proteína fluorescente verde. Gracias a esto, se puede ver y la anatomía de organismos vivos como moscas o peces muy pequeños y las funciones que estos desempeñan.

Permite seguir con imágenes tridimensionales el desarrollo de organismos vivos de hasta tres milímetros utilizados frecuentemente en investigaciones microscópicas, como el pez cebra o la mosca de la fruta. Esta última (Drosophila melanogaster), por ejemplo, posee un código genético donde se puede encontrar la contrapartida de más del 60% de los genes de enfermedades humanas.

“El avance consiste en poder seguir el desarrollo de estos organismos que, normalmente, se presentan como opacos si se estudian con un microscopio convencional porque dispersan mucho la luz cuando se acercan a la edad adulta. En humanos por ejemplo, puede emplearse en la valoración y toma de biopsias tridimensionales, algo muy valioso para el cirujano”, dijo investigador de la UC3M Jorge Ripoll, responsable del estudio.

La forma de poner en práctica esta técnica es sencilla, refirió Ripoll: “Consiste en una fuente de luz que excita la fluorescencia y una cámara que la detecta y solo tiene un requisito: que la muestra rote, como si se le hicieran unos rayos X. Después, con esa información, debemos construir una imagen tridimensional”, explica.

El desarrollo de esta técnica ha sido posible gracias al apoyo, entre otros, de los investigadores de la Academia China de las Ciencias, quienes “se han encargado de desarrollar el software de forma que sea muy eficaz y rápida la obtención de imágenes”, destaca. A la par, comenta que la tecnología en la que se basan las técnicas que emplearon sus colegas chinos tiene su origen en el desarrollo de videojuegos.

Referencia: Universidad Carlos III de Madrid, Nature