Activa las notificaciones para estar al tanto de lo más nuevo en tecnología.

Al parecer la semana pasada Tesla logró dos hazañas que seguramente permitirán que en un futuro próximo se obtenga una expansión de la marca a una mayor dimensión y en menor tiempo.

Lo que comenzó como un proyecto de Crowd-funding se ha posicionado como una de las marcas más innovadoras y futuristas del momento, que ha conseguido colocar autos eléctricos en las principales ciudades del mundo además de ser el principal precursor de los automóviles completamente eléctricos.

Victoria en China

El fabricante de coches eléctricos de Silicon Valley obtuvo su primera gran victoria en China al lograr recuperar el nombre de “Tesla” así como poder usarlo en la comercialización de su marca en el país asiático.

Esto fue gracias a la negativa de Zhan Baosheng quien en 2009 registro el nombre de Tesla en todas las categorías de automóviles existentes en dicho país, donde en su negativa de aceptar 300,000 dólares (en busca de más dinero) acabo como el refrán de “el perro de las dos tortas” quien no recibió nada debido al fallo de la corte a favor de Tesla dejándolo con las manos vacías.

Por su parte Tesla tiene grandes planes para el mercado Chino donde ha comunicado el despliegue de una red de super-cargadores propios así como la apertura de sus concesionarias en las principales ciudades del país antes del fin de año. Además de que se podría pensar en la creación de una fábrica para cubrir la demanda en años venideros.

Corredor completo de super-cargadores en E.E.U.U.

Lo prometido es deuda y Elon Musk ha cumplido su palabra al lograr componer una ruta que cruce el país americano con su sistema de recarga eléctrica “supercharger” permitiendo que los usuarios de un Tesla S puedan cruzar de costa a costa recargando la batería gratuitamente de manera exclusiva.

Con este circuito Elon Musk cumple la promesa realizada de brindar la suficiente infraestructura para que un modelo de esta marca logrará dicha tarea, donde lo que busca es que sus usuarios comiencen a eliminar la idea de que no pueden salir de la ciudad con un Tesla y empiecen a disfrutar de las carreteras de una manera bastante económica.

Aunque en la actualidad los vehículos eléctricos no son de lo más accesibles además de que se encuentran un tanto restringidos en autonomía, ya sea por las limitaciones de las baterías actuales así como la nula infraestructura para recargarlas, Tesla presenta un movimiento bastante interesante en buscar ser el primero en brindar una completa infraestructura para ofrecer un servicio completo y atractivo a sus futuros clientes.

En la página oficial Tesla muestra sus planes de expansión de sus nuevos cargadores con los que se pretende cubrir el 80% de la unión americana para finales de este año, lo que equivale a 200 estaciones, así como el 98% para finales del 2015.

Sin duda Tesla tiene muy claro que este inminente mercado esta en crecimiento y quiere ser el primero en colocarse como marca líder, algo que seguramente en unos años le generará mundialmente una gran retribución y renombre. Por lo pronto, veremos como reciben su nueva variante para los mercados australiano, ingles y japonés con modelos S con volante del lado derecho así como la llegada del modelo X, la misteriosa SUV que ya anda dando vueltas por las calles de Los Angeles.

 

Desde la Red…
Comentarios