Ubisoft despide a creador de Assasin’s Creed…otra vez

Patrice Désilets, uno de los creativos que colaboró en el desarrollo del popular juego Assasin’s Creed, fue despedido por Ubisoft de acuerdo al propio Désilets. Él había laborado en la empresa previamente, pero fue despedido en 2010 y regresó a la compañía tras la compra de THQ Montreal como parte del personal que fue incluido en la transacción.

Meses atrás se supo del estado de bancarrota al que entró THQ, y después se pusieron en venta las propiedades intelectuales junto con otras posesiones de la empresa. Ubisoft adquirió THQ Montreal, donde Désilets había laborado tras su partida inicial de Ubisoft años antes.

Ubisoft recibió a Patrice de vuelta, pero debido a las diferencias que surgieron de las discusiones de “buena fe” entre la empresa y Désilets, la ruptura volvió a darse hace unas horas. Esto es lo que Ubisoft dijo al sitio IGN en una declaración:

“La adquisición de THQ Montreal en enero permitió a Ubisoft recibir 170 desarrolladores experimentados, incluyendo a Patrice Désilets, a nuestra fuerza de trabajo existente. Desafortunadamente, desde la adquisición, las discusiones de buena fe entre Patrice y Ubisoft enfocadas en la alineación de las visiones del estudio y las de Patrice no han sido concluyentes. Como resultado, Patrice ha dejado el estudio”.

A pesar de la postura que mantiene la empresa frente a esta decisión, el propio Désilets declaró que la compañía fue quien lo despidió y el trato en torno al acontecimiento no ha sido el más favorable para él.

“Contrario a cualquier declaración que se haya hecho hoy, esta mañana fui despedido de Ubisoft. Fui notificado de este despido en persona, me entregaron la notificación de despido y fui escoltado al exterior del edificio por dos guardias sin que se me diera la oportunidad de despedirme de mi equipo o recoger mis pertenencias. Esta no fue mi decisión. Las acciones de Ubisoft no tienen bases y se hicieron sin mérito. Planeo pelear en contra de Ubisoft vigorosamente por mis derechos, por mi equipo y por mi juego”, declaró Désilets al sitio Polygon.

De acuerdo con un documento sobre las posesiones de THQ al momento de la bancarrota, Désilets estaba trabajando en un proyecto con el nombre código “1666”, título que ya había sido patentado por THQ. No se sabe mucho de este producto pero es probable que Désilets busque la forma de obtener crédito por el trabajo que se haya hecho en dicho producto.

Referencia: IGN, Polygon, Departamento de bancarrota EUA