Untitled-2

Lo he venido insistentemente diciendo: las computadoras –como las conocemos actualmente- van a dejar de existir. En su lugar tendremos celulares, o lo que ahora conocemos como “teléfonos” y a través de estos equipos tendremos acceso a Internet de alta velocidad, aplicaciones, recursos, archivos, etc. El método de entrada y formato de la pantalla se adecuarán a las condiciones. En la calle, pantalla pequeña. En casa o en la oficina, pantalla grande y teclado de dimensiones estándar.

Mientras todo eso sucede, he venido descubriendo más y más opciones para escuchar música de forma casi infinita en el coche… y no me refiero a las absurdas colecciones de “50 mil canciones” que muchos ostentan, casi como demostración de poder, sino a lo que ahora de forma un poco arcaica conocemos como “radio por Internet”. Pero, ¿qué necesito y cómo le hago para escuchar este mar de opciones?, y, más importante, ¿qué se puede oír?

Existen, literalmente, miles de estaciones de radio alrededor del globo que, además de enviar su señal a través de las antenas de radio y “bañar” alguna zona geográfica, lo hacen también por Internet y, para nadie es mucha sorpresa que podemos “sintonizarlas” a través de una computadora, pero, ¿en el móvil?

¡Sin problemas! Simplemente se necesita un teléfono celular “inteligente” con conexión a Internet y, claro, un plan de datos ilimitado, pues sí se consume un buen de “ancho de banda” y no querrá pagar las exorbitantes tarifas “a granel”, además de que los planes de pre-pago todavía son costosos

Para BlackBerry, Windows Mobile, teléfonos con Android y el iPhone, se puede comprar (sí, comprar en unos 15 dólares) la aplicación “WunderRadio” que es de las mejores que hay. Créame, he probado decenas durante un par de años y ésta que me recomendó mi colega Ricardo Zamora, es de lo mejorcito. Permite sintonizar “hasta 36,000 estaciones de radio en su teléfono” menciona su página y lo que hay que hacer en el coche es, simplemente, conectar el teléfono al estéreo, lanzar la aplicación y seleccionar lo que quiere escuchar. Se puede, obvio, buscar en su base de datos por tipo de música, región en particular o, si tiene el GPS del teléfono encendido, puede localizar las estaciones cercanas (que creo es lo que menos usará, sólo cuándo esté de viaje, pero el roaming de datos tiene precios prohibitivos todavía). Así es que, en menos de unos cinco segundos, podrá estar escuchando cómodamente sentado en su coche la estación que más le guste que transmita, literalmente, desde cualquier rincón del planeta.

Para escuchar radio o música por la red existe otra opción (o protocolo) llamado SHOUTCast, que comenzó a ser usado por estaciones “independientes” y algunos experimentadores. Aunque no llegó a ser muy famoso comercialmente, sigue manteniéndose como una excelente opción para escuchar música en línea. Hay aplicaciones para todas las plataformas y siempre se pueden escuchar todo tipo de contenidos. A veces encontrará estaciones comerciales que usan este sistema de “stream” pero también hay muchas otras que puede sintonizar.

Para música en Inglés, me gusta .977 Music, un servicio que tiene varios canales con diferentes géneros y tipos (los éxitos, ochentas, alternativo, etc.). Se puede escuchar desde su sitio en la PC y desde celulares a través de SHOUTCast (hay que buscar 977 Music y listo). En particular para Android recomiendo la aplicación XiiaLive (hay gratis y pagada) y puedes buscar muchas estaciones, además de que ofrece una lista de las más escuchadas.

¿Cómo se escucha? Depende del ancho de banda y la calidad. Las mejores estaciones van a 128Kbps, que es más o menos como el radio FM de tu coche. Otras están a menos kbps y sí se van escuchando regular, depende qué tanto le subas. Otro componente es la red celular, que en todo momento estará haciendo “stream” y que puede cortarse de repente… a mí me ha pasado con Telcel y con Iusacell que a veces se corta muy seguido y a veces nunca. Es por zonas y saturación, me imagino.

Ahora bien, ¿es un lujo escuchar música por el celular? Muchos me dirán que sí y yo creo que no. Es una cuestión de tiempo. Así como antes nadie tenía celular y mucho menos uno “inteligente”, hoy las cosas van cambiando y la tecnología va llegando a más y más consumidores. Invito a escuchar radio y música por Internet… en realidad es otra experiencia y hasta podemos aprender o enterarnos de las noticias de medios no locales… eso, suena interesante también.