Duck Duck Go: la ilusión de la privacidad

avatar
Manuel López Michelone 14/jul/2013, 04:50 pm

duckduckgo01

En los Estados Unidos se ha desatado un escándalo cuando Ed Snowden dio a conocer que el gobierno de su país espía a miles de ciudadanos. De hecho, Snowden indicó que podrían intervenir el teléfono de quien quisiesen, incluso el del presidente norteamericano. He aquí el video con la entrevista a este personaje:

El punto es que la preocupación por los datos personales y por la privacidad a la que todos tenemos derecho, está en entredicho. Es más, Google, Microsoft y Verizon, entre otras empresas importantes, han dado información de sus clientes al gobierno, a la NSA (National Security Agency) y el asunto se ha tornado ya enfadoso para el gobierno norteamericano, pues viola las propias leyes de su país.

Por ello, no es de extrañarse de que se quiera sacar ventaja de ello y la empresa que tiene el buscador DuckDuckGo indica que ellos no guardan información sobre las búsquedas que los usuarios hacen, como parece ser que ocurre en el caso de Google.

El problema es que todo esto es ilusorio, pues la NSA parece tener poderes y fuerza más allá de las propias leyes cotidianas en los Estados Unidos y puede pedir datos a DuckDuckGo sobre las búsquedas que hacen los usuarios sin que puedan negarse a ello. Hay leyes como el acta Communication Assistance for Law Enforcement (CALEA), que vía una orden estándar de la Corte, o bien, vía el acta Foreign Intelligence Surveillance Court (FISA) puede intervenir los canales de información que se deseen. De hecho, lo que ocurrió el 11 de septiembre del 2001 abrió la posibilidad real para que el gobierno norteamericano tomara acciones contra el terrorismo y contra todo aquel que se le antoje, literalmente.

DuckDuckGo ha hecho mucha alharaca sobre el tema de privacidad, pero como muchas otras compañías de tecnología, deben mantenerse silenciosas sobre su colaboración -si es que la tienen- con las agencias gubernamentales y de seguridad. De hecho, DuckDuckGo no engaña a nadie, pues solamente ofrece privacidad contra anunciantes y el monitoreo de sitios cruzados, pero no hay ninguna salvedad a la privacidad si se trata de agencias gubernamentales.

DuckDuckGo ha dicho: “Nosotros no guardamos ninguna información personal, por ejemplo, direcciones IP o agentes de usuarios”. Sin embargo, eso no significa que no colaboren con socios que sí guarden la información de esas búsquedas. Dicho de otra manera no mienten aunque no digan la verdad. El problema es que DuckDuckGo no se puede rehusar a colaborar con la NSA si se le pide. Yahoo! aparentemente intentó resistir mandando abogados a la batalla, y en última instancia -y silenciosamente- perdieron la pelea en la Corte FISA. Y esto fue “silencioso” porque las reglas del ganador implican que no debe darse a conocer al público. Así, la NSA no puede perder y es probable que tengan el derecho de leer una cantidad substancial de paquetes de información de DuckDuckGo.

DuckDuckGo usa, curiosamente, encripción SSL. Así, este certificado de privacidad permite que las búsquedas (pero no de donde se generan), sean invisibles. ¿Qué puede hacer la NSA en este caso? Bueno, un certificado SSL es un pequeño conjunto de datos, frecuentemente en forma de un archivo, y éste debe ser instalado en cada servidor web en un centro de datos. Si usted tiene este certificado de DuckDuckGo, puede decodificar todo el tráfico que va a DuckDuckGo. La NSA, sin embargo, podría obtener el certificado maestro de la empresa buscadora de diversas formas: a través de acceso físico a los servidores o a través de acceso remoto a los servidores.

Cabe decir que DuckDuckGo, siendo una pequeña empresa, no opera su propio centro de datos, sino que usa otras computadoras de otros centros de datos. En el particular caso de DuckDuckGo, su centro de datos está hospedado por los servicios de Internet de Verizon y ya sabemos que Verizon sí le ha dado información a la NSA, por lo que es de suponerse que la privacidad de los datos de DuckDuckGo en los servidores de la telefónica son un mero espejismo.

En resumen, esto no incrimina o culpa a DuckDuckGo por sí mismo. Excepto por la actitud de sacar ventaja de la histeria que ha surgido por estos temas de privacidad. De hecho, esta empresa, como prácticamente todas, deberían declarar: “si es cierto que la NSA está monitoreando el tráfico que entra y sale de nuestros servidores, no podemos garantizar la privacidad sin importar incluso la encripción de datos y otros esfuerzos de nuestra parte”.

A la larga, y viendo esto y en perspectiva, no es DuckDuckGo el problema, sino todo Internet como un todo. A menos que se le prohiba a a NSA seguir con sus prácticas de recolección y análisis de datos, no puede haber privacidad, la cual es en este momento, al menos en los Estados Unidos, una ilusión.

Referencias:

EtherRag 

Reacciones 0

Más noticias

También te puede interesar

postUnboxing y primeras impresiones: Microsoft Band postMicrosoft acuerda vender su plataforma Mix Radio a Line postAmazon ahora entrega sus productos ¡en una hora! postWikipedia hace un emotivo resumen de 2014 postNo sólo pongas la canción, también cántala bien postFacebook mejorará las fotos subidas desde el smartphone

Comentarios