Una experiencia lamentable con el ZTE Racer

avatar
Manuel López Michelone 15/may/2012, 06:35 pm

ZTE Racer

Hace unos meses me regalaron un teléfono ZTE Racer. Yo tenía un Nokia (con sistema operativo Symbian) y ahora el ZTE usaba Android. Sonaba buena la idea de este nuevo juguete. Así que fui a Telcel, pedí que mi número lo trasladaran al nuevo teléfono y que, además, me hiciesen un plan de datos. Había uno de unos 500 MB al mes y, como mi hermano me había dicho que nunca se terminan, pensé que esta cantidad —para empezar y probar— era más que suficiente.

Esa misma tarde/noche ya tenía teléfono Android. Me puse a cargar los números más frecuentes. Entré en el Android Market y me hice de algunas aplicaciones (todas de ajedrez, además de Angry Birds). Y entonces fui feliz… Más adelante descubrí que el teléfono tienen una aplicación que es un radio FM. Nomás había que ponerle unos audífonos y listo. Y fui feliz por segunda vez. Ahora cuando salgo en el auto puedo escuchar la radio porque mi coche (un chevy Pop), no tiene radio.

Pero he aquí que hace dos o tres días no parecía poderme comunicar con nadie. Me encontré que el teléfono me pintaba un nuevo ícono que eran unos audífonos. Se me hizo raro porque no estaban conectados. Luego, mi hermano Juan me dijo que estaba en un modo donde solamente vía los audífonos podía escuchar las llamadas. Una especie de ‘manos libres’. ¿Cómo deshabilitarlo? Misterio.

Me armé de paciencia y entré a buscar en la red. Hallé el manual de mi teléfono. Ni una sola mención a ese iconito. Me metí a los ajustes, a la configuración. Revisé menú por menú, opción por opción y nada. El ícono de los audífonos de plano se mantenía ahí, incólume, a pesar de mis esfuerzos. Entonces saqué la pila y se la volví a poner al teléfono 12 horas después.

El ícono, como El dinosaurio de Augusto Monterroso, seguía ahí. Decidí entonces hacer un reset general salvando previamente mis datos a otro dispositivo. Tuve que hacerlo a mano. Ninguna app de Android pudo hacerlo. Salvada la información di un reset general, pero el iconito de esos audífonos, que ya empezaba a odiar, seguía ahí.

Llevé ayer el teléfono a Telcel, pero resulta que como no me lo dieron ellos (fue un regalo que me hicieron), no hay historial y entonces, ¿qué creen? No se puede hacer nada. La opción que me dieron es que me meta en un plan alternativo y me den algún teléfono. Quizás esa sea lo que debo de hacer, porque de verdad, es ridículo tener un teléfono que no escucho cuando suena (a menos que use audífonos).

Así, meses después del ZTE Racer encuentro que es una porquería. La cámara de fotos y video es patéticamente mala. Su calidad es de verdad infame. Android fue en general una experiencia sensata en estos sistemas operativos móviles, pero, por ejemplo, la pantalla resistiva del telefonito ZTE puede ser una verdadera pesadilla.

Con toda esta experiencia mi siguiente paso es cambiar de teléfono. Buscaré que sea Android, pero con pantalla capacitiva porque la del ZTE  no funciona. En realidad, lo lamentable es que este teléfono no te hace la vida más fácil, sino que te la complica innecesariamente y, la verdad, ya no soy feliz así.

Link: ZTE

Reacciones 0

Más noticias

También te puede interesar

postEste podría ser el plan de Google para “dominar” los autos postUna red neuronal profunda que es tan buena como los primates para reconocer objetos postEl tráiler de Dying light pone a prueba tus habilidades “mata zombies” post#FinDeSemanaGeek: Pingüinos de Madagascar, El Señor de los Anillos y Expo TNT postSecret “vuelve a nacer” con nuevos chats anónimos postLa impresión 3D permitió a este perro correr por primera vez

Comentarios