Una nueva suite gratuita: KingSoft Office

avatar
Manuel López Michelone 25/ene/2012, 07:11 am

Aparte de Microsoft Office, que es quizás la suite de oficina más vendida en el mundo, hay competidores que buscan dar batalla. Por muchos años ya OpenOffice fue un interesante competidor, pues ofrece los mismos beneficios que la suite de Microsoft pero sin ningún costo. Los archivos son compatibles casi siempre (habrá como en todo alguna excepción), y además, no cuesta un centavo. Sin embargo, con la compra de Sun Microsystems, por parte de Oracle hace un par de años, OpenOffice empezó a palidecer. Oracle como que no le tiene mucho gusto e interés al software abierto y decidió donar OpenOffice a la fundación Apache, pero ya para ese momento muchos programadores de este proyecto se habían organizado para salir con uno propio: LibreOffice, el cual finalmente fue reescrito por ellos mismos, por lo cual es de suponerse que no habrá muchos cambios.

Ahora tenemos KingSoftStore (K-Office), un sistema que viene en tres modalidades: gratuito, estándar y profesional. El paquete consiste en un sistema para escribir documentos (Writer), un sistema de presentación parecido al de Powerpoint (Presentation) y una hoja de cálculo (Spreadsheet). La versión profesional cuesta 69.95 dólares; la estándar 49.95 dólares y la gratuita -desde luego- nada. Pero tienen sus diferencias. He aquí una tabla comparativa:

Hay además la posibilidad de hacerse de la parte que nos interese. Por ejemplo, quizás no usemos jamás la hoja de cálculo ni el sistema de presentaciones. Entonces, podemos solamente comprar el paquete Writer, en sus modalidades profesional y estándar, el cual cuesta, respectivamente, 29.95 dólares y 19.95 dólares.

Entre las cosas interesantes de este nueve paquete de Office no es que sea compatible con los documentos de Microsoft Office (si no lo fuesen, a poca gente le interesaría). Sino que se pueden agregar funciones de VB, por ejemplo, o bien, la capacidad de crear directamente archivos PDF. Además, la versión profesional puede bajarse y probarse por 30 días. Como se pueden crear documentos para Microsoft Office (los cuales también son leídos por Libre y Open Office), entonces no se corre riesgo de nada y se puede probar el sistema sin mayores inconvenientes.

Además, esta misma empresa hace un paquete de oficina para Android. En este caso solamente hay dos versiones, la de paga y la gratuita. He aquí la tabla comparativa:

En este caso, las limitaciones de la versión de paga contra la gratuita es que la versión gratuita no permite guardar los documentos que se hagan. La versión de paga costaba 29.95 dólares pero ya es gratuita también (de acuerdo a la página oficial). Así entonces, las limitaciones de la versión sin costo desaparecen.

El paquete gratuito mide unos 82.5 MBytes y se instala como cualquier programa en Windows. Todo el asunto es automático y al terminar uno puede empezar a ver las diferentes opciones que el sistema maneja. Es claro que no vamos a ver nada fuera de este mundo o que no hagan otras suites informáticas. Digamos que los programas son estándar en su uso y utilizan la interfaz de Windows (ribbon), en la versión profesional, que Microsoft puso de moda hace unos pocos años.

Tiene un corrector (spell checker), automático, pero está pensado para los de habla inglesa. Quizás tenga la posibilidad de añadir diccionarios en español u otros idiomas, pero eso al menos no parece estar presente por el momento y tampoco lo menciona el fabricante.

Cabe quizás destacar que por una parte de lo que cuesta la versión de Microsoft, podemos hacernos de una paquetería que en muchos casos resuelve la mayoría de las tareas que se hacen en las oficinas. Sin embargo, no faltará quien no quiera “imitaciones”  y decida comprar la costosísima versión de las ventanas.

Lo que me gustó es que es muy parecida al Office 2003 (la versión gratuita). Los menúes parecen idénticos. Se siente uno cómodo desde el principio.  Yo diría que vale la pena echarle un vistazo. Puede ser una opción relativamente económica (si no le convence las prestaciones que da la versión libre), y para la mayoría de las tareas parece ser tan útil como la versión de Microsoft, pero sin el tamaño y peso (además del costo), de esta última versión.

 

Reacciones 0

Más noticias

También te puede interesar

postNo sólo pongas la canción, también cántala bien postCartón: ‘Adiós a las palomitas azules de WhatsApp’ postGoogle desecha el Api de Google Earth postSantApp, una aplicación para que no pierdas la ilusión postGo 1.4, ahora con soporte a Android postRuntastic quiere que hagas ejercicio en realidad virtual

Comentarios